sábado, 18 de febrero de 2012

la endiablada

Una semana antes del inicio del carnaval en la Quebrada de Humahuaca, en la norteña provincia de Jujuy, se produce el desentierro del pujllay o diablo, que fuera enterrado un año antes liberando de esa manera el espíritu del carnaval. Tres estruendos dan inicio a la bajada del cerro por los “diablos”, que al son de quenas, erkenchos, charangos y bombos, animaran la fiesta durante nueve días. Introducido por los españoles en América, el carnaval se fusionó con rituales nativos destinados a celebrar la fecundidad de la tierra y a honrar a la Pachamama,
Publicar un comentario